How to market in a downturn

En las recesiones, las empresas deben comprender las necesidades cambiantes del cliente y luego ajustar sus estrategias de comunicación y las ofertas. La gente de marketing debería segmentar a sus clientes de acuerdo con su psicología de recesion (miedosos a despreocupados) y cómo se clasifican sus compras (de lo esencial hasta lo prescindible). A través de recursos cuidadosamente seleccionados, las marcas pueden conectarse emocionalmente con los clientes. Las empresas que utilizan esta táctica funcionarán mejor ahora y en el largo plazo que los que aquellas que practican cortes en todos los ámbitos.Leer más>

Anuncios